Abuso y Acoso sexual en el medio del comic.

abusoenelcomic

Ok. Este es un tema del que quisiera no hablar. Porque dios, seria genial el poder decir que es algo que no pasa, que se limita a eventos muy aislados, que se castigan de manera rápida y directa. Pero no es la realidad. ¿Y lo que es peor? Cada vez que sale una nueva noticia donde alguien acoso sexualmente a otra persona… la víctima es casi crucificada.

Arte de Tess Fowler

Arte de Tess Fowler

Nada más en menos de un mes, me encontré TRES noticias sobre acoso sexual en comics y convenciones. Empecemos con el caso más sonado, el caso de Brian Wood, escritor de X-men. Brian Woods fue acusado recientemente por Tess Fowler en twitter de haberla acosado sexualmente en una convención. Al principio, Tess Fowler no menciono a Woods por nombre, sin embargo, cuando recibió los mails de por lo menos otras tres mujeres que habían sufrido cosas similares de parte del mismo escritor, ella decidió ser directa y decir la verdad.

Wood, por su parte, después de que la historia fue repetida en varios blogs y sitios dedicados a las noticias del comic, donde dio su versión como ‘trate de ligarmela, me dijo que no, y la deje en paz’. Cito a uno de los articulos donde se reprodujo el comentario, ya que la pagina de Wood me lleva a un 404. Este comentario, hizo que entonces Fowler diera una versión mucho más completa de los hechos, donde definitivamente Wood no queda bien parado. (Mucho menos cuando Wood retiró su versión de su sitio). A la denuncia de Fowler se añadieron otras voces, como Anne Scherbina, quien relata otra historia que muestra que Wood tiene un modus operandi bastante claro especialmente cuando se trata de culpar a la víctima, o como squidygirl, quien termina el rompecabezas repitiendo además algo que muchas mujeres sabemos en la industria: “estas cosas pasan” , son “bromas”, no digas nada porque si no “eres una exagerada”.

Y sin embargo la gente sigue dándole el beneficio de la duda a Brian Wood. Porque ELLAS malentendieron sus intenciones. Porque ellas NO ENTENDIERON que él cometió un error (que no intento rectificar nunca, ya que se siguió tropezando con la misma piedra), porque si una mujer va a un bar, o sale a dar una caminata sola con un hombre DEBE entender cuáles son sus intenciones…

Pero la cosa es que todos los defensores de Wood no quisieron notar que no solo es demasiado pernicioso el que lo acusen de exactamente lo mismo tantas personas, sino que, dentro de la manera en que se daba la noticia, salieron OTRAS historias de acoso. Como Laura Hudson, que en su pieza sobre el caso menciona como unos miembros de la industria, el año en que su trabajo como directora de ComicsAlliance le valió la nominación al Eisner , le tomaron una foto por debajo de la falda sin que ella lo notara.

Aún corre por la red el recuento de Collen Duran sobre el abuso que sufrió de más joven. Sabemos de la fama de Harlan Ellison. Sabemos de muchas historias similares, pero que siempre terminan igual. El jurado público decide que la víctima exagera, o, peor tantito, lo hace por la fama. Y yo les pregunto honestamente ¿Quién va a querer alzar la mano para exponer “me tomaron una foto de mis calzones el día que iba a recibir un premio por mi trabajo? O sea ¿Qué clase de fama es esa?

Arte de Rick Basaldua

Arte de Rick Basaldua

La segunda historia es un poco más vaga. De parte de Bleeding Cool, nos enteramos que hay una orden de restricción en contra del entintador (y fotógrafo de cosplayers) Rick Basaldua para proteger a ‘otra creadora de comics’, que no es nombrada en la nota. La misma nota es increíblemente escueta, no pasa de los tres párrafos, y no hace un juicio moral contra Basaldua, simplemente da el hecho de que la orden de restricción existe. PERO la discusión sobre esos 3 párrafos, que va desde ‘esto no es una noticia de comics’ hasta la dificultad legal para obtener una orden de restricción dura nada menos que 21 páginas en el foro de Bleedin’ Cool. Maritza Campos, escritora y dibujante mexicana, quiso saltarse los chismes, dimes y diretes y, tras ver un Tweet algo extraño de parte de Rick Basaldua, donde declaraba “Rape is Good”, decidió contactarlo directamente, tras lo cual, Basaldua volvió su cuenta de twitter privada. Todo el intercambio se puede leer en el tumblr de Maritza (con screencaps incluidos) Aquí estoy de acuerdo con ella. Sin saber la versión de Basaldua, y no teniendo la versión completa de la ex-novia… es difícil hacer un juicio de culpa. Lo que sí es notorio es que la mayoría de los comentarios asumen inmediatamente la inocencia de Basaldua cuando no están discutiendo la validez de una orden de restricción como prueba de culpabilidad. De si la solución es no contratar mujeres en una empresa para que ‘no hagan escándalo. De descubrir el nombre de la víctima y publicarlo (aunque Bleeding Cool fue rápido en borrar esos comentarios) Ah, claro, y de si el ser feminista es algo bueno. Porque esa discusión siempre es divertida.

Esa fue la segunda historia.

Porque uno quiere ver a este hombre cerca de menores de edad.

Porque uno quiere ver a este hombre cerca de menores de edad.

La tercera… hijoles. La tercera me dan ganas de gritar horrorizada. Lo que Guinea Pig no logro, lo logro la absoluta negación de responsabilidad de parte de la convención llamada Aki con quienes contrataron a un depredador sexual registrado. Un hombre que, de acuerdo a una rapidísima búsqueda en google demuestra que fue juzgado y encontrado culpable, y condenado a 6 años en prisión (aunque solo cumplió 4) por conducta sexual con un menor, intentar tener relaciones sexuales con un menor y “crímenes peligrosos contra niños”, que fue contratado para animar una fiesta donde los menores de edad estarían sin supervisión.

¿Es sorpresa que entonces esto haya terminado con una cosplayer de apenas 18 años -los acababa de cumplir poco antes de la convención y por tanto es considerada legalmente menor de edad ya que no puede consumir alcohol- resultara violada por el tipo? ¿Es sorpresa de que el tipo la haya drogado en la convención que los tenía a los dos como invitados? La historia es horrible, y cuando uno ve el video que la víctima posteo, donde cuenta su historia, es difícil no querer ir a colgar a alguien. Especialmente al DJ. Malice, pero de paso, a la convención, que cuando salió el video a la luz, declararon que ellos no tenían responsabilidad de los hechos, aparte de meter una buena cantidad de culpa contra la víctima. Lo más impactante es su insistencia de que no, ellos no sabían nada, y que el DJ es ‘inocente hasta que se demuestre lo contrario a PESAR de que se les advirtió cientos de veces que el hombre era peligroso.

Una vez más, la responsabilidad cae sobre la mujer. ELLA debió saber a qué se arriesgaba. ELLA debió cuidarse. ELLA debió cuidar su bebida.

Nadie piensa que tal vez, solo tal vez, NO CONTRATAR A UN DEPREDADOR SEXUAL hubiera sido una buena estrategia.

Y esto nos lleva a México. México lindo y querido.

En México nunca se han reportado casos en la prensa de acoso sexual a dibujantes de comics o a cosplayeras. Tenemos el caso de la chica asesinada por su novio, e Aguascalientes, “Mumi” Rawson, pero eso fue una situación ajena a su afición como cosplayer. Y sin embargo…

Todas sabemos que había un fotógrafo de una importante revista que usaba de pretexto su trabajo para ‘abrazar’ a las cosplayers de manera apretada y tomarles fotos sugestivas.

De cierta celebridad del doblaje famoso por sus manos ‘aventureras’

Del fotógrafo de cosplay y monero que tiene un muy particular fetiche que no sólo no oculta, sino que además, lo anuncia con orgullo.

De la página que está llena de fotos ‘candidas’ de cosplayers con poca ropa.

Del organizador de provincia que cobra ‘con favores’ el traer a cosplayers.

Del cosplayer que no dice su edad, para estar cómodo con chicas mas jóvenes.

Y así, bastantes más. Lo que es peor es que, con excepción del último, la mayoría son considerados ‘inofensivos’. Son pervertidos, sí, pero no pasa de un mal rato. Además, una siempre puede ponerles un hasta aquí. Nunca se sobrepasarían. Nunca llegaría a mayores.

No es el traje más revelador del mundo. Pero para algunos, hasta un burqa es invitación a pasarse.

No es el traje más revelador del mundo. Pero para algunos, hasta un burqa es invitación a pasarse.

Excepto que ha pasado a mayores.

Hitomi Kanzaki, cosplayer con mucha experiencia, me comenta que en La Mole del 2009, estando ella disfrazada de Black Cat, tuvo el problema de que un fotógrafo pervertido decidió tomarle fotos por atrás cuando ella no estaba poniendo atención. Su novio se dio cuenta, y le puso un hasta aquí al tipo. Hitomi decidió buscar a alguien de seguridad, pero cuando lo encontraron, el sujeto en cuestión acusó al novio de Hitomi de “llamarlo hijo de la chingada”. ¿La solución de seguridad? Pedirle al tipo que se disculpara, cosa que hizo con la grandiosa frase de “Pues discúlpame, pero déjame te digo que no va a ser ni la primera ni la última vez que alguien te lo haga”. Por si fuera poco, Seguridad también le exigió al novio de Hitomi que se disculpara con el tipo. Cabe mencionar que la organización de La Mole ha cambiado desde entonces, y que desde que la nueva administración se encarga del concurso de Cosplay, no ha vuelto a haber reportes de hechos como este. No sólo eso, sino que además, la administración de la Mole Comicon Internacional tiene una política de CERO TOLERANCIA al acoso. Si alguien es víctima de este, o ve a alguien acosar a alguien del público, sólo debe acercarse a seguridad para que el acosador sea retirado de la convención y, si es necesario, vetado completamente del evento.

Algunos lectores dirán que esto no fue ‘pasar a mayores’. Fue un momento incómodo en el cual, por la simple razón de usar un disfraz, se aludió a que Hitomi no tenía derecho a que se respetara que las fotos que le tomaran fueran bajo su propio consentimiento y sus reglas. ESO ya es bastante grave, porque juega con la idea de que si una se viste de manera “X”, automáticamente está aceptando que se le trate como a una comodidad y no como a una persona.

Y esto nos lleva al terrible caso de Grettel Rodriguez.

Grettel, joven cosplayera de Yucatán, fue atacada con un cuchillo por su entonces novio, Germán Alym Ortega Hernández, so pretexto de que el ‘la iba a sacar de su mundo nubes de algodón de azucar’, o séase, sus actividades como cosplayer. Si bien la agresión no fue en una convención, si es notorio que cuando uno lee los artículos del caso, TODA la responsabilidad cae sobre ella por dedicarse a ‘una afición rara’ y por ‘vestirse de personajes violentos’, además de otros comentarios similares enfocados a su falta de cordura al grado de acusarla de crearse ella misma las heridas. ¿Qué tiene qué ver esto con todo lo anterior? Simple, es una manera más en que el medio -y la sociedad- simplemente ningunean a la mujer por sus actividades al grado de llamarla ‘lalokita’ (sic) en cuanto sitio daba la noticia. En este caso, otros cosplayers si la apoyaron, al grado de ayudarla a mudarse de Mérida cuando su agresor quedo libre, pero también hubo muchos que expresaron lo mismo que sus atacantes: ¿Qué podía esperar si se vestía así?

El final de la suma es sencillo: Es necesario poner un hasta aquí a la situaciones de acoso, sin importar si conocemos a la víctima o no. Es necesario tenernos respeto mutuo, y dejar de actuar como si ser fan del comic y del manga sea el estar ‘fuera de la sociedad’. Si nosotros mismos no nos respetamos, entonces no nos debe sorprender que la sociedad crea que alguien que se disfraza, no puede ser un doctor, un abogado, un profesionista.

Al escribir estas notas, me comunique con los organizadores de las tres convenciones más grandes de la ciudad de México. Al hablar del caso de Hitomi Kanzaki di los nuevos lineamientos de la Mole en caso de que alguien se sienta acosada. Hablar con los organizadores (no con seguridad) directamente, y de inmediato. Luis Gantús, organizador del Festo, dijo lo mismo. En caso de que alguien se vea acosada dentro del Festo, debe ir con Luis directamente, al momento. Sin pena. Aquí no se les va a juzgar, y ambas organizaciones están de SU lado, no de lado de los victimarios. Al momento de escribir estas líneas, no he recibido respuesta de la TNT, pero si la llego a tener, editaré el articulo.

Hasta ahora, la responsabilidad ha caído en las mujeres. Hasta ahora, siempre se ha mantenido en secreto. Pero viendo como cada vez escuchamos de más y más casos, que de pronto todo el mundo sabe que pasa, pero nadie dice nada abiertamente. Así que es hora de sacar eso a la luz. Porque ahorita, hemos tenido suerte. Pero si seguimos con esta cultura de silencio, tarde o temprano todos seremos cómplices de una tragedia como la de Aki-con.

¿Necesitamos una campaña similar en México? El Cosplay no es Consentimiento. Arte de

¿Necesitamos una campaña similar en México? El Cosplay no es Consentimiento. Arte de Karine Charlebois.

3 Responses to Abuso y Acoso sexual en el medio del comic.

  1. Anonymoon says:

    De las entradas más interesantes que leído en este sitio. Gracias por sacar un tema que a todos los fans que asisten a una convención con temática cosplayer debería interesar. Quisiera referirme a un caso en particular, la TNT.
    Se me hace impactante que los organizadores den un pésimo servicio cuando se trata de este asunto. Culpa aparte sería del staff que presta el inmueble. Siendo que el Centro de Convenciones Tlatelolco alberga la Exposexo, (y el resto del año se celebren bailes cumbieros), sería más que acertado pensar que su personal de seguridad está capacitado para atender casos drásticos como acoso a menores. Pero vamos… es la TNT, una de los convenciones más grandes del país en el género, y a pesar de los años que lleva ahí, parece que algunas prácticas nunca cambian, es más, empeoran.
    Me iré más lejos haciendo la siguiente especulación. Parte de la mayor atención en Marketing de los organizadores de la convención, haya decidido centrarse en un segmento demográfico en adolescentes, y si me refiero a la publicidad expuesta en los años anteriores, cargada al sexo femenino. Si este fuera el caso, entonces tendríamos una gran cantidad de jovencitas atrapadas en ríos de gente. La lógica me dice aquí que sería prudente realizar protocolos en conjunto con los dueños del inmueble para eliminar cualquier percance o daño a la salud física y psicológica de los apreciables clientes asistentes.
    Pero esto son sólo especulaciones, la idea es que la Mole y la TNT (y toda convención del país de misma temática) cuenten en un futuro próximo con mecanismos para solucionar y eliminar el acoso de todo tipo. Y como bien señala la autora en este artículo, no siempre los asistentes son la víctima y victimario, también están presentes los expositores, los organizadores y por supuesto, el mismo personal de seguridad.
    Acerca de propuestas, sería sabio mirar a nuestros vecinos del norte y ver como ellos manejan esta clase de problema. Europa y Asía seguramente tienen mucho que ofrecer. Rápidamente se me ocurre la necesidad de albergar un espacio exclusivo para Cosplay como lo lleva haciendo años ya la mítica Comiket. Un registro para prensa y de los llamados “Kamekos” tampoco sería mala idea.
    Dejo 2 links, uno sobre reglas básicas dentro de cualquier expo, y el otro trata sobre unos videotutoriales que dan cuenta de la etiqueta dentro de una convención.
    ¿Por qué los cosplayers de México no se organizan para lanzar una versión propia? ¿El INMUJER estará al tanto de esto? La responsabilidad, al final, es de todos los asistentes.
    1. neoengel . com /con_rules.html
    2. crunchyroll . com /anime-news/2013/07/03-1/video-anime-expo-talks-cosplay-etiquette

  2. Romanticide says:

    Puedo apostarte que Victor Malice hizo sus barbaridades con toda confianza porque sabía que iba a salir rápido de cualquier problema que le pudieran causar las consecuencias de sus actos. Ese es el exacto problema que señalamos muchas veces em cuanto a la “rape culture”, que a los acosadores y los violadores se les protege hasta cierto punto, o no se toma con la seriedad debilidad. Me hicieron sentir verdaderamente enferma las personas que saltaron a decir “¿pero no consintio y se arrepintio luego?” NO, NO, NO, en los análisis tenía drogas que se usan para el “date rape” aparte de la violencia detectada en los tests, ¿y todavía quieren más pruebas? sin olvidar el clásico de que asumen que el consentimiento es algo permamente y permite todo CUANDO NO LO ES.
    Y el caso de la chica de Yucatán… en serio que me enoja que la chava hubiera tenido que huir de su hogar ¬.¬

  3. yo merito says:

    yo creo que sería bueno incluir nombres de los personajes en México, el doblador, tiene que ver con los simpson, mas pistas?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

%d bloggers like this: